(Ilustración de Lina Dudaite)

domingo, 24 de julio de 2011

                                                       
 Es hora de abrir las ventanas

para que entre el aire.

Es tiempo de pintar las verjas oxidadas

que guardan herrumbres pasadas.

De orear la estancia

y sacudir pelusa apelmazada.

De encalar fachadas con cal viva

que enmarque geranios y albahacas.

Es hora de mirar la tierra germinada,

en el patio trasero de la casa.


Mientras canta un ave...,

y se despereza el alma.

(Caracola)


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada